COMPRESOR DE AIRE PARA PINTAR MINIATURAS

Hoy comenzamos un interesante artículo (que dividiremos en varios para hacerlo más accesibles), donde os mostraremos lo necesario para que empecéis a conocer y perder el miedo al uso del compresor de aire para pintar miniaturas.

GLOSARIO DE TÉRMINOS

Al trabajar con un compresor de aire para pintar miniaturas, encontrarás conceptos con los que quizá no estés habituado. Usaremos los siguientes términos a lo largo de esta serie.

  • Receptor – conocido también como calderín, almacena aire comprimido y suaviza las pulsaciones de compresión debidas a la presión exterior.
  • Presión Estática – es la presión de salida cuando la válvula de tu aerógrafo está cerrada.
  • Presión de Trabajo – también conocida como la presión de funcionamiento, es la presión disponible cuando la válvula de tu aerógrafo está abierta.
  • Ciclo de Trabajo – la cantidad de tiempo que tu compresor puede trabajar sin que haya que dejarlo enfriar. Esto decide esencialmente por cuánto tiempo puedes estar aerografiando antes de que tengas que dejar que tu compresor se enfríe. Si tu compresor tiene un ciclo de trabajo de treinta minutos, significa que cada treinta minutos que el motor funciona, necesitas darle otros treinta de descanso. Así que dispones de media hora efectiva de pintado.
  • BAR – Barómetros*, es una medida de presión. Habitualmente se usan también otras escalas como psi.

[* Nota del traductor: Equivalente aproximadamente a una atmósfera y de uso común en países que hacen uso del sistema de medidas métrico y no del anglosajón de unidades. En estos últimos se hace uso de la unidad de presión psi o libra por pulgada cuadrada. Una atmósfera de presión equivale, aproximadamente a 15 psi]

TIPOS DE COMPRESOR

En el mercado del modelismo hay tres fuentes de aire comprimido de uso común para los aficionados…

LATAS DE PROPELENTE

El primer método que te vas a encontrar antes de atreverte con un compresor para pintar miniaturas, es el uso de latas de propelente (Aire Enlatado). Estas son latas de aerosol propelente baratas y vienen en la mayor parte de los kits de iniciación sin compresor. Son un camino seguro a la frustración, aunque seguro que pueden enchufarse a tu aerógrafo, sufren de dos problemas importantes. En primer lugar, la presión es difícil de regular y acertar con los bares adecuados para pintar esta cerca de lo imposible.

Lata de propelente

Una típica lata de propelente disponible en comercios. Un regulador se atornilla en la parte superior de la lata que presiona la válvula del aerosol y libera la presión acumulada en el interior.

En segundo lugar y más fundamental es el enfriamiento causado por el uso del propelente (piensa en el hielo formado en un tanque de propano en mitad del verano). A medida que la lata se enfría, la presión en el interior cae. Esto significa que probablemente abrirás la válvula un poco más para mantener la presión y, de esta manera, conseguirás que la lata se enfríe un poco más. Al final tendrás la válvula abierta al máximo y, así y todo, tu aerógrafo estará salpicando. Todo lo que podrás hacer será cambiar de lata hasta que la fría se vuelva a calentar.

[*Nota del traductor: El enfriamiento de la lata es consecuencia de la ley de los gases ideales PV = nRT. Es decir, Presión del Gas por Volumen de Gas es igual a una Constante por los Moles de Gas por la Temperatura del Gas. Cuando se aumenta la presión de un gas, la temperatura sube, de la misma manera en que baja cuando la presión del gas va bajando al abrirse la válvula].

MICRO COMPRESORES

La segunda opción más común es utilizar un micro compresor; generalmente son baratos. Los micro compresores usan habitualmente compresores de fuelle, que trabajan de manera muy similar a las bombas de acuario. A menudo se venden para trabajos artísticos de manicura, tienen el tamaño de una mano y están bastante bien si viajas mucho, pero sufren también de algunas deficiencias considerables.

Tienden a trabajar en presiones bajas (< 2,06 bar) debido al mecanismo de compresión utilizado y a la ausencia de calderín, sufren de pulsaciones en la presión de salida. También tienden a estar en funcionamiento continuo, por lo que son propensos al desgaste y a calentarse con el uso.

Microcrompresor de aire

Aquí vemos un típico micro compresor. Suelen tener tres o cuatro niveles de presión preestablecidos, que pueden recorrerse haciendo uso del botón “mode” en el caso de la imagen.

En cualquier caso suelen ser muy silenciosos en el trabajo y ocupan muy poco espacio de almacenaje, así que puedes llevarlos en la mochila con facilidad si pintas fuera de casa, y pueden ser bastante útiles como fuente de aire de recambio en caso de que tu compresor principal falle.

COMPRESORES DE PISTÓN

Compresor de aire para pintar miniaturas

Compresor de aire para pintar miniaturas. Un compresor bastante genérico, que muchos aficionados utilizan. Muchas marcas hacen uso de este modelo base como compresor de entrada de rango medio, siendo la calidad de las piezas usadas la mayor diferencia entre ellos.

El tercero y quizá más comun de los tipos de compresor de aire para pintar miniaturas es el compresor de pistón. Estos son el tipo de compresor que verás con más frecuencia en los kits de iniciación en venta en las tiendas de modelismo. Son versiones en miniatura de los compresores de taller (que puedes utilizarse sin problema, solo que el ruido provocará un probable destierro al trastero). Pueden variar enormemente en precio, desde los 80€ hasta, en fin… el infinito, que es el límite en calidad.

Los modelos más baratos suelen carecer de calderín, pero los modelos de gama media y alta sí disponen de él. La mayor diferencia entre los modelos bajo y alto es la calidad de los componentes (reguladores, colectores de agua y presostato), la ingeniería y materiales usados. Como resultado de esto, el ciclo de trabajo varía enormemente entre los modelos económicos y premium.

Compresor de aire para pintar miniaturas

Compresor de aire para pintar miniaturas. Este es un compresor de alta calidad. Estos modelos suelen disponer de una cubierta, un calderín y operan en relativo silencio. En este caso el compresor ofrece salidas duales, lo que permite al aficionado a trabajar con dos aerógrafos a la vez.

Los compresores baratos a menudo disponen de un ciclo de trabajo de treinta minutos (es decir, treinta minutos con el motor funcionando). Ciclo que debe de ser respetado o de otra manera el pistón podría combarse en el cilindro y gripar el compresor así como quemar el motor. Si esto pasara, necesitarás un nuevo compresor. Los modelos más caros tienden a disponer de un ciclo de trabajo más largo, con los de más alta gama asegurando que pueden trabajar de manera continua sin problema.

Compresor de aire para pintar miniaturas

Compresor de aire para pintar miniaturas. Un compresor de pistón genérico. Están disponibles en muchas marcas, pero todos realizan la misma función básica. Como se puede ver, este no tiene calderín. Pero gracias al precio de Hong Kong, cuesta solo la quinta parte de lo que costaría en tú país.

Las pegas principales de los compresores de pistón es el ruido que producen en funcionamiento, especialmente si no dispones de calderín. Puesto que el compresor funciona mientras haces uso de tu aerógrafo, el calor generado por la compresión del aire y la fricción del pistón moviéndose en el cilindro son la causa de que estos compresores dispongan de ventiladores y requieran del periodo de enfriamiento.

Compresor de aire para pintar miniaturas

Compresor de aire para pintar miniaturas. Este es el compresor que el autor construyó algunos años atrás utilizando un compresor de una vieja nevera y, fuera de la estantería del compresor, las piezas y arreglos. No sólo fue barato – la cuarta parte del precio de uno de alto nivel – también es tan poco ruidoso como una nevera en funcionamiento.

Hay una cuarta forma de generación de aire; la aproximación DIY*, que te permite construir un compresor virtualmente silencioso por debajo de los 120€, pero está más allá del alcance de este artículo.

[* Nota del traductor. DIY es el acrónimo de “Do It Yourself”: Hazlo Tú Mismo. He decidido dejar el original sin traducir puesto que existe un número importante de webs dedicadas a esas actividades, más fáciles de encontrar introduciendo este acrónimo en inglés en tu buscador favorito. (Sí, hay quienes utilizan buscadores diferentes de ese que estás pensando)]

FUNCIONAMIENTO DE UN COMPRESOR DE AIRE

Todos los compresores de aire comparten la misma función básica, tomar de la atmósfera (aire), comprimir el volumen del mismo y liberarlo a un dispositivo que hace algún trabajo. Siendo dicho trabajo alimentar de energía una herramienta, o transferir aire a un contenedor como un neumático.

Compresor de aire para pintar miniaturas

Esquema de compresor de aire para pintar miniaturas. Este diagrama describe el funcionamiento de alto nivel de un compresor típico. Nótese el bucle de realimentación (las flechas trazan un bucle continuo) entre el presostato, el calderín y el compresor.

Lo siguiente asume un compresor de pistón con calderín; cuando el compresor se enciende y el calderín está vacío /a una atmósfera de presión en el interior, el motor se pondrá en marcha accionando el pistón hasta que la presión de corte es alcanzada, que desactiva el presostato y apaga el motor. En este punto la presión en el interior del calderín está en los límites de presión (habitualmente entre 4,1 y 5,5 bares para los compresores de aerógrafo).

Tan pronto como el aire es explusado fuera del calderín al abrir la válvula de tu aerógrafo, mediante el regulador de presión, la presión del interior del calderín baja, hasta que se alcancza una presión inferior al corte (entre 2,7 y 3,4 bares), que reactiva el presostato y reinicia el motor del compresor, que vuelve a funcionar hasta que la presión de corte vuelve a alcanzarse.

Cuando hay aire en el calderín, generalmente está a una presión demasiado alta para pintar, así que el flujo de aire se restringe mediante un regulador ajustable que le permite al usuario configurar la presión desde los 0 bares hasta el  corte de presión de salida del presostato (no se puede exceder la presión de corte, porque ese es el límite impuesto por el fabricante).

Algunos compresores vienen con una salida directa del calderín, que suele utilizar como línea de alta presión y que frecuentemente se utiliza como ayuda para limpieza y cambios de pintura.

El régimen de funcionamiento de un compresor sin calderín es virtualmente el mismo que la presión que el pistón ejerce en el cilindro, que activa y desactiva el motor. Es un volumen de aire tan pequeño que es suficiente para encender y apagar el motor al abrir y cerrar la válvula del aerógrafo.

Un micro compresor suele utilizar la velocidad del funcionamiento del fuelle para dirigir la presión generada, algunos dan un flujo contínuo como la bomba de un acuario, otros tienen presostato. Todos suelen ofrecer regulación de presión mediante un ajuste de la velocidad del motor y, en consecuencia, disponen de muy poca capacidad de ajustar finamente la presión.

Y MÁS QUE VENDRÁ…

Esto concluye la primera parte de esta serie. En el nuevo capítulo veremos la razón por la que se recomienda la presencia de un calderín en un compresor de aire y por qué hemos de considerar la estabilización y regulación del aire antes de comprar un compresor.

Vía BoW, por Tim Chubb.

 

Espero que os resulte útil e interesante. No os preocupéis, próximamente continuaremos con la segunda parte de este interesante artículo para iniciaros en el uso del compresor de aire para pintar miniaturas. ¡No os lo perdáis!